Corporación Privada de Desarrollo de la Región del Bío Bío

Prospectiva territorial para el desarrollo de infraestructura

Prospectiva territorial para el desarrollo de infraestructura

may 8, 2019

Un reciente informe del BID señala a la infraestructura como el factor crítico más rezagado para el adecuado desenvolvimiento de la logística en Chile. Señala a la calidad de la infraestructura de transporte como un componente clave, que genera ineficiencias que afectan sistémicamente  tanto la competitividad de la industria como el bienestar de la población. En este plano, no obstante, se identifica a la conectividad ferroviaria como un sector especialmente deficitario, también se da cuenta de las limitaciones que el transporte aéreo, puertos y caminos presentan, impactando negativamente sobre la eficiencia productiva y la competitividad.

En este contexto, es preciso exponer además una visión de orden territorial, para construir un desarrollo más armónico en Chile. En este plano, es materia conocida el exacerbado centralismo de nuestro país, con sus perniciosos efectos de rezago sobre nuestras regiones. En el Biobío, esto es especialmente patente en el desarrollo de infraestructura, donde se suelen producir sucesivas postergaciones de grandes proyectos, largamente tan anhelados por la ciudadanía como requeridos por el sistema productivo, detonando en que su materialización llega tarde y resultan finalmente insuficientes frente a las necesidades. Por cierto, existen procesos de tramitación usualmente largos y en no pocas ocasiones engorrosos que, siendo necesarios, desaceleran y actúan en ocasiones como desincentivos a la inversión, pero también es evidente la concentración de inversión pública en zonas metropolitanas, en el marco de decisiones marcadamente centralistas.

Frente a esto, se demanda una mirada tanto prospectiva como territorial, con orientaciones de largo plazo para políticas e inversiones, articuladas sobre visiones colectivas que definan con pertinencia territorial los grandes proyectos. Se requiere en este sentido, superar la mera proyección de tendencias y apostar decisivamente por inversiones a mayor escala, vista la experiencia de algunos proyectos de infraestructura que, cuando entran en ejecución, aparecen limitados frente a necesidades que evolucionan más dinámicamente que lo señalado por proyecciones.

Junto a ello, es preciso otorgar mayor importancia a variables de orden geográfico, espacial, social y cultural, que orienten los proyectos de infraestructura de mayor envergadura, donde se suele desenvolver un nivel creciente de complejidad en la interacción con las comunidades locales. En el fondo, nuestro país presenta la necesidad urgente de avanzar decisivamente en infraestructura pero, que tan armonioso sea el desarrollo que se logre de ello será resultante necesariamente tanto de situar políticas e inversiones en un escenario de largo plazo como de generar en ellas dosis crecientes de pertinencia y adaptación territorial.

 

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>